Comodynes nace en 1996 con el lanzamiento de la primera toallita desmaquillante del mercado que revolucionó el segmento de la Higiene Facial.
La marca responde a una nueva forma de entender la dermocosmética basada en la unión de la practicidad y la rigurosidad farmacéutica. Comodynes representa a la nueva generación de consumidores que buscan productos inteligentes, flexibles, fiables y de alta calidad.
Comodynes se anticipa a las necesidades de los consumidores para desarrollar soluciones que encajan con el ritmo de vida actual manteniendo los estándares de calidad del laboratorio Dermofarm. Actualmente la marca está presente en más de 20 países y sigue abriéndose a nuevos mercados año tras año.
Comodynes pertenece a los laboratorios Dermofarm, con más de 40 años de experiencia en el sector cosmético. Dermofarm desarrolla productos innovadores de acuerdo con los estrictos parámetros de la industria farmacéutica que ayudan a mejorar la calidad de vida de los consumidores.
Dermofarm apuesta por la innovación como vía de mejora constante de sus productos. Para estar constantemente perfeccionando sus fórmulas, anticipándose a las necesidades del mercado y mantener su posición de liderazgo en innovación cosmética farmacéutica.
Todos los productos Comodynes son creados íntegramente en los laboratorios Dermofarm por el equipo de profesionales y científicos empleando los últimos avances tecnológicos y siguen rigurosos controles de calidad, seguridad y eficacia.