Consejos para superar el agotamiento por el cambio de hora de Marzo

CAMBIO DE HORA MARZO 2019: CÓMO NOS AFECTA Y CONSEJOS PARA ADAPTARNOS BIEN

Este último domingo de marzo de 2019 ha comenzado el denominado "horario de verano" en España. Esta madrugada hemos adelantado una hora los relojes para pasar de las 02:00 a las 03:00, reduciendo una hora al descanso nocturno pero aumentando una hora por la tarde, haciendo el día más largo, con más 1 hora más de luz natural. 

Tanto el cambio de hora como el principio de una nueva estación hace apenas 10 días, puede afectar a muchas personas, que sufren un trastorno adaptativo hasta que el cuerpo se acostumbre a los nuevos cambios (mayor horas de luz, ascenso de las temperaturas, cambio de horarios, etc.). Según una encuesta realizada por la Sociedad Española de Dietética y Ciencas de la Alimentación (SEDCA), aproximadamente un 30% de la población sufre fatiga, agotamiento y falta de energía al llegar la primavera. Además, con el cambio de hora también son frecuentes otros síntomas como la somnolencia, dolor de cabeza, falta de concentración, etc. De este 30%, quien más sufre los síntomas son las mujeres, así como las personas con edades comprendidas entre los 40 y los 60 años. 

CONSEJOS PARA EVITAR LOS SÍNTOMAS DEL CAMBIO DE HORA Y DE LA ASTENIA PRIMAVERAL

Como hemos comentado, los cambios de estación y de hora pueden afectar de diferente manera a nuestro organismo. Todos los síntomas que podemos sufrir se pueden controlar y disminuir siguiendo una serie de pautas y consejos que facilitarán la adaptación de nuestro cuerpo a los cambios que estamos notando (aumento de las horas de sol, cambios en los ritmos de día y noche, aumento de las temperaturas, etc.).

consejos para adaptar al organismo al cambio de hora

Los más importantes son:

  1. Seguir horarios regulares y adaptados a la nueva hora para las comidas y para el descanso nocturno, para recuperar el equilibrio paulatinamente.
  2. Descansar de manera adecuada (hay que dormir al menos 8 horas diarias).
  3. Mantener una dieta sana y equilibrada, con alimentos ricos en vitaminas, minerales y antioxidantes, comiendo 5 veces al día para tener energía necesaria durante todo el día.
  4. Mantenerse hidratado bebiendo mucha agua.
  5. Es muy importante aumentar la ingesta de alimentos frescos de temporada, evitando los preparados procesados o pre-elaborados. 
  6. Realizar ejercicio físico con moderación, adaptado a las necesidades de cada uno.
  7. Realizar actividades que nos gustes y que sean placenteras para mejorar el estado de ánimo y superar la posible apatía que sufrimos cuando nos encontramos cansados, fatigados y desorientados por los cambios.
  8. No tomar cafeína ni alcohol por la tarde para evitar un posible insomnio por la noche.
  9. Tomar un desayuno completo que contengan todos los grupos de alimentos para que nos aporte todas las necesidades nutricionales y energía para empezar el día.
  10. Es mejor no dormir siesta hasta que el cuerpo se haya adaptado al cambio horario. Si la dormimos, puede ser que no podamos dormir por la noche, con el consecuente cansancio a la mañana siguiente por no haber podido descansar. 
  11. La JALEA REAL nos puede aportar los nutrientes necesarios y sobre todo, la energía que nos falta durante esta fase de agotamiento y cansancio.

Siguiendo todos estos consejos conseguiremos adaptarnos a los cambios que suponen la llegada de la primavera y el cambio de hora que hemos tenido esta madrugada en muy poco tiempo y de forma progresiva.