¿Puedo partir, triturar o abrir las cápsulas o comprimidos de mi tratamiento?

¿PUEDO PARTIR, ABRIR, MASTICAR O TRITURAR LOS MEDICAMENTOS PARA TOMARLOS?

En algunas ocasiones a los farmacéuticos nos preguntan si pueden partir las pastillas o abrir las cápsulas para poder tomárselas, ya que enteras les resulta imposible o muy incómodo. En muchas otras ni eso, directamente parten la pastilla sin preguntarse si se puede hacer o no y se la toman según la posología que le ha dado su médico.

En ambos casos seguramente no saben que existen formas farmacéuticas que no se deben alterar, ya que precisamente por eso, van a perder efectividad, concentración plasmática y por tanto su efecto, y todo unido va a hacer que los resultados del tratamiento disminuyan. Este problema se suele presentar en personas que no pueden tragar o tragan con mucha dificultad, personas mayores con dificultad para deglutir, etc.

No todos los comprimidos o cápsulas son iguales, aunque lo parezcan, y dependiendo del tipo de comprimido y de cómo esté formulado deberemos tomarlos (ingerirlos) de una manera o de otra para obtener los efectos deseados. 

En la mayoría de los casos puede ser que no pase nada por partir la pastilla (formas farmacéuticas orales de liberación inmediata), porque no tiene ningún recubrimiento especial ni se libera de manera controlada el principio activo, pero existen ocasiones en que cambian totalmente la acción del medicamento (formas farmacéuticas de liberación controlada o retardada. 

¿CÓMO ACTÚAN LOS MEDICAMENTOS DESDE QUE LOS INGERIMOS?

Todos los medicamentos sufren varios procesos desde que los ingerimos vía oral hasta que los eliminamos. El viaje que realizan tiene todas estas fases:

  1. Liberación 2. Absorción 3. Distribución 4. Metabolismo 5. Excreción

De estos 5 pasos, para saber si podemos partir o no una pastilla o comprimido nos interesa conocer las dos primeras principalmente, ya que los medicamentos que tomamos bajo prescripción médica para cualquier tipo de problema, se deben liberar de la forma farmacéutica que los contiene. Y aquí influye mucho el tipo de comprimido, los excipientes, las diferentes formas farmacéuticas, etc., y una vez liberado el principio activo, debe absorberse en el lugar correcto para que pueda realizar su acción y obtener así el efecto esperado. 


«Aunque creamos que no influye en el efecto del medicamento, en muchos casos cortar, triturar o abrir las cápsulas cambia completamente su liberación y absorción »


¿QUÉ FORMAS FARMACÉUTICAS SÍ PUEDO PARTIR O TRITURAR?

Los laboratorios elaboran los medicamentos para facilitar su administración a los pacientes, con una biodisponibilidad óptima para poder conseguir así la máxima eficacia terapéutica y el mejor resultado posible para el paciente. La decisión de triturar un comprimido, partirlo o abrir una cápsula es mejor no tomarla tan a la ligera.

Existen muchísimas presentaciones de medicamentos que SI se pueden partir. Serán por norma general todos aquellos que en su envase ponga sólo comprimidos, o comprimidos ranurados. Todas las presentaciones que describan a los comprimidos con otras características no se deberán partir (comprimidos recubiertos, comprimidos de liberación sostenida, etc.). La presencia de una ranura en el comprimido NO significa en todos los casos que se puedan partir.

¿QUÉ COMPRIMIDOS O FORMAS FARMACEÚTICAS NO SE DEBEN MODIFICAR PARA SU TOMA?

Pues como hemos indicado más arriba, todos los que en su caja nos describan alguna característica del comprimido o de su liberación. Entre las más usuales podemos encontrar comprimidos retard (voltarén retard), oros (adalat oros), ocas (omnic ocas), neo (sutril neo), de liberación modificada, de liberación controlada, de liberación retardada, gastroresistentes, etc.

Las diferentes formas farmacéuticas existen porque en determinadas situaciones se quieren evitar ciertos procesos metabólicos (primer paso hepático), que se liberen los principios activos en un lugar no deseado, que pasen precisamente por el hígado primero para activarse (no se podrán disolver en la boca), etc., no es ningún capricho de la industria ni nada parecido.

CONOCE LOS MEDICAMENTOS MÁS USADOS QUE SE PUEDEN PARTIR Y LOS QUE NO  

MEDICAMENTOS QUE NO SE PUEDEN TRITURAR NI CORTAR MEDICAMENTOS QUE SI SE PUEDEN CORTAR MEDICAMENTOS QUE LAS CÁPSULAS SI SE PUEDEN ABRIR
Amoxicilina/Clavulánico 500/125 mg. y 875/125 mg.  (antibiótico)    
Cefuroxima/Zinnat 250/500 mg. (antibiótico)    
  Cetirizina 10 mg. (antihistamínico)  
Ciprofloxacino 250/500/750 mg. (antibiótico)    

Diclofenaco/Voltarén 50 mg. (antiinflamatorio)

Diclofenaco/Voltarén Retard 75/100 mg. (antiinflamatorio)

   
  Naproxeno/Naprosyn 500 mg. (antiinflamatorio)  
    Omeprazol 10/20/40 mg. (antiácido) Se pueden abrir en personas con dificultad para tragar.
 Ibuprofeno/Neobrufén 400/600 mg. (antiinflamatorio)    
   Paracetamol 500/650/1000 mg. (analgésico)  

 

Sabido todo esto, como farmacéuticos, te aconsejamos que ante la menor duda de si se puede o no manipular el medicamento antes de ingerirlo vía oral, nos preguntes y conozcas si se puedo o no y el porqué, ya que te podrá servir para futuras ocasiones. Si no habéis preguntado y tenéis que tomar el medicamento, hay que leer el prospecto y tomarlo como allí se indica, tragado, debajo de la lengua, masticado, etc.

Si por el motivo que sea la persona no puede tragar los medicamentos prescritos, debe consultar con su farmacéutico para saber si el medicamento tiene otra forma de dispensación diferente, para que así el médico pueda darte el mismo medicamento en otra forma farmacéutica. 

Como habéis visto existe mucha complejidad detrás de los medicamentos y no se pueden tomar como queramos. Un gesto tan pequeño como partir una pastilla o abrir una cápsula puede hacer que el medicamente deje de hacer su efecto. Ante cualquier duda no dejes de consultar con tu farmacéutico.